domingo, 7 de mayo de 2017



SOBRE EL PROCESO CONSTITUYENTE Y EL 158 CONSTITUCIONAL

Gaspar Velásquez Morillo
1.- Qué es Gobernar?

Es estar consciente del curso de la Agenda Pública y de la Agenda Política, es saber con tino por la cientificidad que implica gobernar, pero también es esa sensibilidad para saber con certeza cómo se avanza y si se están alcanzando los objetivos planteados en un marco de tiempo predeterminado y si en ese lapso se ha podido acumular una masa y transformar dicha masa en energía, en movimiento conscientemente organizado y con coherencia programática hacia dónde se debe de marchar, y saber con certeza, quienes llegaran al final de los alcances que la realidad nos va demarcando y cómo el empeño de quien o de quienes siguen el curso de la dinámica socio política, que se trazan ser siempre realista, de tener los pies sobre la tierra y alcanzar lo alcanzable, pero sin abandonar el objetivo estratégico.
Son muchos pero muchos los aspectos a tomar en cuenta a la hora de gobernar pero lo importante es la voluntad mediada por el conocimiento científico y la cultura política, ambos pilares, orientados a obtener el poder y llevar a cabo el ejercicio del poder. Esto dista de gobernar a lo bravo como vulgarmente se piensa que es el poder. Reitero, es la voluntad revestida de la conjugación de lo acertado y lo oportuno en una concepción científica dialéctica para destruir lo heredado y construir y hacer realidad lo nuevo, el programa y la plataforma de lucha revolucionaria.
El estadista aprecia el momento, las circunstancias, las contradicciones, el engranaje de lo acertado y de lo oportuno, aprecia con cuánto cuenta en su capital, político, económico, militar, social, organizativo entre otros aspectos y no los menciono los aspectos anteriores en orden, entonces, el estadista, lo que estudió por años, por meses, por semanas, por días, por horas, y con la intensidad fiera de un potente rayo, dice ya…! Y toma la decisión: Coyuntura  Constituyente…! La estridencia en política es baratijas…!
Nicolás Maduro consideró en el estudio de las partes y de las contrapartes que el momento para convocar al proceso constituyente es el adecuado. Los recurrentes errores de la oposición, su alta fragmentación y la desconfianza entre ellos mismos, entre otros barrancos, implicó para la toma decisión que ya está rodando a nivel nacional y dejó impávida y perpleja a la oposición que jugaban hacer política, con calistenias y contorsiones discursivas y pragmáticas como forma de entretenimiento personal, pensando que estaba haciendo política, porque de verdad, verdad, la actual dirigencia de oposición es un accidente de la historia y de los partidos de oposición, ya que los partidos tradicionales quedaron desprovistos de doctrina ideopolítica, aunque en un pasado les dieron un barniz de disimulación y por pudor no fueron abiertamente pro yanqui pero hoy en día, sin empacho alguno, surgen organizaciones partidistas burgueses que ni cuidan de la forma porque hasta el Imperio habla y toma decisiones por la dirigencia opositora actual.
Entonces, de acceder al poder la Ultraderecha por elecciones o por golpe de Estado, ¿para cual beneficio exclusivo  gobernará?

2.- Los nutrientes para Gobernar.

Las universidades –pero sobre todo las tradicionales con más intensidad- y su producción intelectual  a quedado rezagada porque está concebida en sus aspectos fundamentales, para el mercado. Si queremos aprender el despliegue de todo el conocimiento habido y por haber, la construcción de la República Bolivariana de Venezuela es una persecución en vivo, en caliente, para captar en toda su dimensión del acervo patrimonial de la humanidad en su dimensión liberadora, transformadora, dialéctica y con una epistemología del Sur, así como los nutrimentos de la Teología de la Liberación y el excelso ejemplo de la luchas de los pueblos por la liberación y el Socialismo, además de la imprescindible lecciones patria de la historia, no de la historia de las grandes fechas, sino la historia que se estudia según los modos de producción y en Venezuela estamos propiciando la transformación del modo de producción capitalista al modo de producción socialista bolivariano de allí el encono del Imperio, las transnacionales y gobiernos lacayos e instituciones como la OEA entre otras a nivel mundial.

3.- El Estado que no termina por morir y el que no termina por nacer.

Estamos en un proceso de transición del Estado Constituido al Estado por Constituir y si bien se aprobó un novísimo texto constitucional es lo que se pudo lograr de las deliberaciones de las y los 131 constituyentes. Cuando yo decía en las conferencias y clases, que Bolivariana es la República mas no así el texto constitucional, alguien siempre saltaba, pero es que a pesar de la Enmienda es también es lo que se pudo alcanzar, hoy en día el pueblo está más consciente, organizado, politizado, re culturizado y un fervor patrio enfervorizado en contraste a la oposición quien ha “concienciado” su membresía según el juego de intereses de la burguesía pro imperialista y sus medios privados de comunicación y explicaba yo que las contradicciones alimentan la razón doctrinaria del texto constitucional y hoy el “látigo de la contrarrevolución” ha sido un gran maestro, así como el dolor que implica cuando, la oposición mataba cuando gobernaba y sigue matando estando de oposición política y en minoría gubernamental con respecto al gobierno chavista de Nicolás Maduro, esa es la esencia de la Ultraderecha en camino franco al fascismo.

4.- La Constitución del 2000, cuando aparece en G.O, fue un resonante triunfo popular.

A pesar de las deficiencias que entraña el texto constitucional, con él, la Revolución Socialista Bolivariana ha logrado lo que a otras revoluciones les ha costado décadas y es que la Revolución venezolana bolivariana es sui generis, confeccionó previamente y por eso tenemos el Programa “que es lo que se aspira y por lo que se lucha” esbozado en la Carta Magna de la república, pero la oposición, tiene el Programa Burgués imperialista en letra pequeña y regentada por el Imperio.

5.- Veladas omisiones e incomprensiones para con el texto constitucional.

Salvo el Comandante Hugo Chávez y contadas excepciones, pero en algunos ambientes revolucionarios no fue comprendida y valorada en su justa dimensión lo que entrañaba el texto constitucional, de contrario, el pueblo la cargaba con parte de su personalidad, de su razón de ser, de defenderse en lo personal y de defender la Revolución Socialista Bolivariana, hay casos graves que están documentados en las denuncias del pueblo pero en algunos espacios dirigentes institucionales la omitieron y hasta decían con desdén: si, es un librito azul…! Cómo construir una nueva República Socialista Bolivariana con los conocimientos impartidos en las universidades tradicionales que fueron concebidos para el mercado, entonces, el fracaso de gestiones institucionales que fueron a darle transfusión de sangre y oxígeno a las añejas y vetustas instituciones heredadas del capitalismo; no obstante, hay casos muy curiosos, como instituciones nuevas, estaban por debajo del rendimiento de las tradicionales instituciones, todo depende la mirada corta y de la mirada larga de quienes dirigen, el mercado y sus tesis no validan un Estado social, de justicia y de derecho. Hay quienes ignoraban que hacer una Revolución es un hecho cultural, cambiar la cultura heredada, por ello el personal del Estado Constituido difícilmente podría dar paso al Estado por Constituir, porque estaban inoculados en el pensar y en el hacer de las categorías y códigos burocráticos del capitalismo hasta en la médula. Entonces primero hay que desmontar la cultura capitalista, desintoxicarnos del mercado cadavérico del capitalismo y abrir nuevas dimensiones categoriales del socialismo bolivariano, como ya lo venía desmarcando el Comandante Chávez.  

EL 158 CONSTITUCIONAL

6.- “La descentralización, como política nacional, debe profundizar la democracia, acercando el poder a la población y creando las mejores condiciones, tanto para el ejercicio de la democracia como para la prestación eficaz y eficiente de los cometidos estatales.”
Con pasión, durante el proceso de la Enmienda, se dejó al desnudo el contenido indefinido de dicho artículo cuando de manera timorata afirmaba “acercando el poder a la población y creando las mejores condiciones”.
Desde luego, entendemos y compartimos que el pueblo tiene que formarse y autoformarse para gobernar, Aprender a Gobernar, esa fue una prédica constante del Comandante Chávez y es y debe ser acción pedagógica en el seno del pueblo, de todo aquella y aquel que se digne de autocalificarse de revolucionaria y/o revolucionario y de estar en el seno del pueblo, he allí el deslinde ideopolítico y técnico que evidencia la madurez las y los cuadros, lo aseverado dista mucho de ser culto, hay veces pensamos que ser culto es dirigir a las masas, al pueblo, al partido, a las instituciones…! Ser culto es muy necesario, pero no es la condición esencial, ni el quiebre, “no se trata de interpretar el mundo, se trata es de transformarlo”.

7.- Revolución femenina abre las puertas de la historia en Venezuela y en el mundo.

Las mujeres, le respondía a periodista japonés que me entrevistaba, han ocupado un papel de vanguardia en la Revolución Socialista Bolivariana y es que entraña en ellas el sentido de la maternidad, el sentido de familia y es en ella donde recae la perversa política burguesa que viene implementando en país, castigar al pueblo por haber elegido a Chávez y a Nicolás Maduro presidente de la República y antes las carencias y disminución de la producción por las empresas capitalistas de los artículos de higiene personal, alimentos y medicinas, las mujeres se han echado las familias encimas y han empezado a andar acudiendo a conocimientos ancestrales y de nuestra cultura para suplir las carencias que premeditadamente ha hecho la burguesía, sus partidos oligárquicos y el Imperio y empresas transnacionales. Ya hay más consciencia social y del curso de la sociedad y las clases del Aló Presidente del Comandante Chávez son cátedras que han suplido hasta a los mismos partidos cualquiera sea sus signos. Nicolás Maduro ha dado pasos agigantados para alcanzar en mucho al líder de la Revolución Bolivariana, sería mezquindad no reconocer los ingentes esfuerzos de Maduro por estar a la altura de la responsabilidad que le ha tocado actuar, salvo a los resentidos, conversos y adversarios, Maduro, les ha “roncado” en la propia cueva imperialista, como decía viejo militante revolucionario “salió bueno el muchacho y hay que apoyarlo…!”
Ya sin temor se puede afirmar, que las mujeres y bastiones interesantes de organizaciones populares, institucionales, políticas, descuella la mujer revolucionaria y asume su pasión revolucionaria y marca la pauta, por ello, la perplejidad del periodista cuando el mismo me pregunta: ¿es está una revolución de las mujeres?. La respuesta que le di: es sí…!

8.- El Líder tiene confianza en el pueblo y convocó y vamos a Constituyente.

Con esta decisión del presidente Maduro de ir a Constituyente es reordenar las fuerzas programáticas del texto constitucional en un cuerpo blindado, ético y salvaguardar lo que se puede salvaguardar y darle un vuelco a lo que haya que voltear. Confianza en el pueblo hay…! Quienes estén y quienes vayan a las instituciones del Estado y del gobierno tiene que acabar con el Estado burgués y abrir paso al nuevo Estado que en superación progresiva, cada día tiene que ser más Bolivariano, más chavista, más revolucionario, más radical a los tiempos históricos, con nuevas construcciones propias, autóctonas, aderezadas con lo más excelso de la clase trabajadora a nivel mundial y los ejemplos invaluables de los pueblos en su lucha por la Liberación nacional y por la construcción del Socialismo; el desenlace de la humanidad entre “civilización o barbarie” es y será en Venezuela.
Las y los demás que se sienten en las aceras de las calles a ver pasar la rueda de la historia empujadas por el pueblo y sus glorias patrias…! Para así avanzar hacia el Socialismo Bolivariano y sin punto de retorno…!

Blog El Mural de Gaspar
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo

@gasparvelasquez

sábado, 22 de abril de 2017



MUERA LA POLÍTICA, VIVA LA POLÍTICA…!
Gaspar Velásquez Morillo
El ocaso ideológico político de la derecha está más que demostrado, es la continuidad de la debacle que les acompaña desde que por decisión libérrima del pueblo, asume el Comandante Hugo Chávez la presidencia de la República y a la par la Constituyente da soporte a la aprobación del nuevo texto constitucional de la República Bolivariana de Venezuela; además, la derecha en su impotencia toma el camino de la ultra radicalidad para reafirmarse y mantener una membresía mediatizada y desprovista de criterios y valores doctrinarios de las propias ideas que dicen defender, porque entre ellos, han sido víctimas de sus particulares y genéticas apetencias grupales, así como la endofagia secular y el arribismo interno que les adorna, que en sumatoria son conductas y comportamientos de enfermizo fanatismo burgués que dan al traste con la política con P mayúscula, para orientarse entonces, hacia el fascismo y mirar con desdén e indiferencia las concepciones y los debates políticos y deslizarse en el tremendismo, en el escándalo pero sin proponer nada en concreto y todo ajeno al sentir nacional, a la soberanía y la independencia de nuestra patria, toda su línea discursiva burguesa fascista es hueca, es retórica, reiterativa, orientada y empecinada a dibujar al gobierno bolivariano como felón, violador de los derechos humanos, corrupto. Ironía de la vida, no se miran el origen de sus partidos y en la clase burguesa que los amamantan.
Todo lo dicho en el párrafo anterior, es evidencia que socialdemócratas, democratacristianos y sus derivados, niegan la Política, pero es a la vez la política burguesa en esta oportunidad, donde el sustrato fuerte, queda en mano de la secretaría de la OEA, en la Administración estadounidense y en la mediática.
De manera pues, que la burguesía declara el fallecimiento de la política, porque además, en sus desempeños en las instituciones que ostenta la ultraderecha, no son demostración fehaciente, de lo alternativo, de la superación gubernamental de lo que hicieron en un pasado cuando gobernaron las últimas décadas del siglo XX, su desempeño en la administración pública es y ha sido para conspirar y desestabilizar el proyecto bolivariano.
Aunque el fascismo enarbola la bandera de los procesos electorales para expresar su poder organizativo, en el fondo, es un discurso peregrino porque el propósito es desestabilizar desde la propia institucionalidad, es más expedito, acudir al golpe de Estado para  desembarazarse de compromisos de Estado con otras naciones y no presentar obstáculo para llevar el contubernio burguesía apátrida – imperio estadounidense.
El PSUV y las distintas instancias del pueblo organizado, así como del Polo Patriótico deben sobre criterios políticos ideológicos, principios de lealtad y compromiso, con valores de fraternidad y tensión de las fuerzas y de estar consciente que no hay otra oportunidad histórica, de aceitar su maquinaria organizativa político - electoral, pero vale advertir no una maquinaria festinada, “franquizada”, adornada de papelillos, serpentinas, de bambalinas; pues, todo lo contrario, ha de ser de exposición del proyecto político socialista bolivariano, de constatar obras y acciones, de exponer y ratificar el programa y el plan de gobierno, que asumamos el artículo 66 constitucional, pero también y sobre todo, las comunidades han de acudir, apelar e interpelar las gestiones gubernamentales municipales y regionales de oposición y a las nuestras con base al contenido de dicho compromiso electoral y que a la letra dicta: “Los electores y electoras tienen derechos a que sus representantes rindan cuentas públicas, transparentes y periódicas sobre su gestión, de acuerdo con el programa presentado”. que concordada esa interpelación con la pregunta de ¿a quién ha beneficiado la gestión gubernamental aludida?
El actual momento político exige, mucha, muchísima madurez en las y los cuadros políticos, quizás no estén visibilizadas y visibilizados, pero nuevas y nuevos cuadros políticos están fertilizando y paulatinamente hay un refrescamiento del liderazgo político, y desde luego entender, que hay un liderazgo partidista institucional que es imprescindible presencia, por lo que es de impostergable necesidad, trazar orientaciones al respecto con tiempo y velar con celoso cumplimiento las mismas, guardando las distancias históricas, geográficas y circunstancias sociopolíticas, la Revolución Bolchevique, la Cubana, la Nicaraguense y otras experiencias revolucionarias, donde el triunfo y la longevidad del proyecto  consistió en el ejercicio de la disciplina consciente, para no hablar de la férrea disciplina, pero es que hace falta la férrea disciplina, así como en la comprensión personal de cada quien, que se puede ser útil en otras y distintas trincheras e inclusive hay que enfatizar en enamorarse de los cargos y sufrir de “jefaturismo” donde se destierre la auto visualización que incurren algunas y algunos cuadros, “me veo es como jefa o jefe, en otra condición no…!”
Ya se ha dicho en otras oportunidades, asistir al proceso electoral y triunfar, es derrotar al Imperio y a su membresía cipaya. En la actualidad, lo electoral, es una modalidad de lucha necesaria…pero hay que acumular la fuerza necesaria…no hay otra oportunidad histórica para un después. El propósito de la burguesía e imperio es quitar de nuevo el cuadro de Simón Bolívar del Salón Ayacucho del Palacio de Miraflores y borrar de la vida político institucional de Venezuela al pueblo y confinarlos a las empobrecidas barriadas que circundan las urbanizaciones y ciudades de Venezuela; de nuestra parte, seguir impulsando la Revolución Socialista Bolivariana que es un Estado Social, de Justicia y de Derecho que reconoce al pueblo como líder de la Democracia Participativa y Protagónica.
Blog El Mural de Gaspar
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo

@gasparvelasquez

miércoles, 12 de abril de 2017


A QUIÉN SORPRENDE EL IMPERIO…
Gaspar Velásquez Morillo
Es pertinente periódicamente analizar el y los tiempos históricos y eso consume horas de estudio y desde luego tinta y neuronas; hay quienes prefieren el relámpago del twitter y saciar niveles de emocionalidad o dejar al libre albedrio la interpretación. También he visto la angustia de quienes cuando leen un análisis, arguyen…pero está largo…! Hacer una revolución va más allá de la emocionalidad de si se está ganando o perdiendo. La redacción del presente no es para contar con aplausos o reproches, es para que cada quien indague en su mundo interno, que tiene tanta importancia como la objetividad, y se interrogue:
¿Qué estoy haciendo por la defensa y profundización de la Revolución Socialista Bolivariana?
Entremos en materia…
Que el imperio, así como las transnacionales, la OEA y gobiernos pérfidos hagan lo que hacen con el propósito de hacer sucumbir el proceso socialista bolivariano no debe sorprender a nadie, y menos…, a quienes están conscientes de lo que significa la lucha de clases; desde la efervescente década de los setenta –por ubicar una referencia epocal- ya se denunciaba la ferocidad imperial después de la derrota que sufrió Estados Unidos en Vietnam.
Una seguidilla de fracasos como en Irán cuando el gobierno de Carter, así como en gobiernos posteriores, como en los anteriores, ha envilecido cada vez más al imperio estadounidense y a las empresas contratistas que se disputan cada país destruido por las bombas de Estados Unidos para una supuesta “reconstrucción” y extraer de sus entrañas todo aquello que eleve el estándar de vida propio a costa de la vida de quien o quienes no se arrodillen a los intereses gringos.
Estados Unidos ha desplegado sobre Venezuela todo su catálogo de muertes y destrucción y eso ha concitado que en una de sus primeras fases está generar un ablandamiento con difuminar toda un despliegue propagandístico para generar confusión entre el propio liderazgo revolucionario y dejarlo sin dirección política, en otro orden de idea, propiciar desencuentros de sectores con cierta formación política pero con dosis de resentimientos que le imputan al presidente Nicolás Maduro y a los liderazgos del PSUV una supuesta -y nunca demostrable- incapacidad para gobernar y no se entiende que no es fácil llenar el vacío del Comandante Hugo Chávez Frías, pero es irrespeto ignorar o negar que el presidente Nicolás Maduro ha hecho un esfuerzo supremo por mantener el filo revolucionario de la gestión de gobierno y eso es lo que mantiene en alto la efervescencia revolucionaria en ciudades, pueblos, en la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, en empresas, universidades, liceos y comunidades, esto sin contar que en muchos pueblos del mundo, al decir Venezuela, cualquiera sea el idioma que se hable, se deja escuchar el nombre, Chávez; entonces, quien está ganando el debate, los debates a nivel mundial, y además, lo que vivimos en Venezuela con la guerra económica es una guerra avisada que nos demanda una maduración de nuestro aparato productivo con la urgencia del caso, por lo tanto, si apenas con unos incipientes años de vida, la revolución bolivariana le esta dando en la torre al imperio, y si no se ha podido hacer más, es porque no todas y los cuadros entendemos o nos sumamos con recelo a profundizar y enriquecer la Revolución Socialista Bolivariana e inclusive hay quienes marchan a contra vía porque no simpatizo con tal o cual dirigente, como si eso fuera lo más importante y decisivo.
Aquí me viene a la mente Nora Castañeda en los días de su velatorio, bastaba ver su ataúd para pasar por la mente como desde el Banco de la Mujer, organizó disciplinadamente a más de 70.000 mujeres a nivel nacional y no andaba de presuntuosa dándosela de cuadro teórico, sino tocando la fibra humana, patriótica, revolucionaria del pueblo y sus mujeres, no desdeñó a quien creyera en Dios, en Cristo, en quien fuera ateo, por colocar un ejemplo, llegó al corazón de las mujeres y su pueblo, realzando el autoestima, la vergüenza, el honor nacional e histórico y nunca alentó las luchas  institucionales burocráticas por cargos o prebendas gubernamentales, Nora tenía las cartillas revolucionarias de tres revoluciones, la cubana, la nicaragüense, y la revolución socialista bolivariana.
Hoy con el mayor orgullo nacionalista vemos como mujeres y mujeres del pueblo llano, están librando fuertes batallas en sus comunidades, en sus empresas, en la Fuerza Armada Nacional Bolivariana y ese fragor de la lucha lo aprendieron con el Comandante Chávez y más con el apoyo y la participación de revolucionarias y revolucionarios de las luchas de los años 70, 80, 90, que están haciendo lo que consideran que es lo que tienen que hacer, aupar, estimular y consolidar la Revolución Socialista Bolivariana.
Estos agudos y preocupantes momentos que vive la Revolución Socialista Bolivariana, va robustecer a quienes tiene que robustecer y a quienes se han preparado por años pacientemente para lo que tiene que acontecer, también tendrá como efecto ineludible, centrifugar a quienes por debilidad, confusión, incapacidad para comprender el momento y la coyuntura actual, desvanecerá a quienes el miedo le puede invadir su personalidad y se hacen eco de la prédica del poder omnipotente del imperio, entonces prefieren ignorar o desconocer lo malévolo que es el imperio, por lo tanto, no se quieren enterar de nada que huela a imperio, sirva de ejemplo, que hay caso de revolucionarios que lo primero que hacen en el día es averiguar cómo está EE.UU por dentro en todos sus estamentos societales, valga de ejemplo, ya Donald Trump está haciendo todo lo contrario de lo que pregonó y es reflejo de las pugnas interburguesas imperiales y las contradicciones entre republicanos y demócratas, así como se impone la supremacía de “los halcones” para dirigir la diplomacia gringa.  
Decíamos que a pesar de todo el esfuerzo imperial para desbancar la Revolución Socialista Bolivariana, dicha revolución no le han podido arrebatar las banderas de la Democracia, de la Libertad y ser amante de la Paz y por la Justicia.
Los enemigos enfrentados, el imperio y Revolución Socialista Bolivariana, en esa puja, se decidirá el futuro inmediato de la humanidad, ahora lo interesante, es cuál es nuestro deber y qué es lo que tenemos qué hacer. En algunas personas, el nerviosismo les recorre la espalda y piernas, entonces empezamos a lanzar dardos silenciosos, otras veces venenosos contra la Revolución Socialista Bolivariana, dándole envoltura de críticas constructivas, generando confusión en algunos espacios, y por supuesto, el enemigo sacándole provecho a tales desvaríos muy, pero muy inoportunos; en una ocasión, en los años 80, le escuché una frase a Soto Rojas que se me ha hecho inolvidable, “las y los revolucionarios pueden tener tres pecados imperdonables: ser traidor, ser vacilante y ser resentido”.
Cada quien debe comprender su momento histórico y hoy que el imperio se enfurece cada día más, debemos por respeto a nuestros mártires ser consecuentes como lo fueron aquellas y aquellos que aún con la vida iéndoseles del cuerpo por las torturas, fueron incapaces de claudicar en sus principios y menos eludir sus responsabilidades en el movimiento revolucionario.
El imperio está haciendo lo que tiene que hacer, entonces qué es lo que tenemos que hacer nosotros, en mi caso, cierro filas con Nicolás Maduro y el PSUV con todo y los defectos que puedan existir, pero esta lucha es estratégica, es mundial y es inexorable y no habrá otra oportunidad en la historia para llegar a donde hemos llegado como pueblo, como Revolución. Entonces, hemos como pueblo dado o no pasos acertados, es comprensible pues que el imperio hable con espuma de rabia en su boca al referirse a la Revolución Socialista Bolivariana.
Decía un miliciano provisto de su acento andino y que quizás no ha leído ni el 10 por ciento de lo que se ha leído cualquier cuadro revolucionario pero su convicción es de granito y con toda certeza afirma: -“el imperio puede llegar a invadirnos, pero con las y los francotiradores que fecundemos en la unión cívico militar tendrán que cambiar toda las estrategias que han diseñado por años los gringos, porque para ellos le resulta muy letal y desalentador esa modalidad de lucha y tendrán que retroceder hasta las costas o hasta los aeropuertos pero tendrán que salir de la patria…”.
En cuanto a la oposición en Venezuela, no acostumbro a decir, la oposición venezolana, puesto que son apátridas y suplantados por analistas, por voceros, propagandistas y por intereses foráneos, que los descalifica para hablar con una concepción nacional y por el bienestar del país y de sus connacionales puesto que han sido capaces de ceder su soberanía personal, partidista y como nacidos en esta tierra sagrada y se arrodillan para beneplácito de fuerzas imperiales, de modo pues, que la lucha política en Venezuela es directamente contra el Imperio, por lo tanto, tiene carácter internacional y por su contenido tiene carácter estratégico y nos asiste la razón histórica, por lo que estamos obligados a sumar y sumar mujeres y hombres del pueblo y dar al traste con el personalismo y el engreimiento personal; considero que tenemos el orgullo, como lo tiene el pueblo Cubano, nicaragüense, salvadoreño y de otras latitudes de vencer al imperio estadounidense, en nuestra táctica política es satisfacer las necesidades vitales del pueblo y ganar tiempo y tiempo para consolidar la vanguardia y ganar espacio para en la periodización de la guerra contar con espacios consolidados y pueblos embargados de corajes y decisión de defender hasta el último palmo de territorio como si fuera su propia vida. A pesar de los liderazgos institucionales que existen, existen también los liderazgos informales que se forman en el fragor de la lucha y que sean los pueblos en definitiva, quienes reconozcan esos liderazgos que se fecundan en el pensar y en el hacer y que sobre todo, sobre todo, sumar a la causa de la Revolución Socialista Bolivariana.
En las circunstancias propias y particulares de las revoluciones, estas por momentos específicos e históricos tienen que estar bajo la conducción de un mando único para que no haya esfuerzo diluido y dispersión en las tensiones de fuerzas al momento de la confrontación, quienes estén sólido en las convicciones y en el hacer podrán soportar cualquier ventisca y hasta huracanes y quienes sean endebles y frágiles serán desplazados por las ineludibles fuerzas del cuestionamiento, pero en ningún momento por el beneplácito personal, jugar al beneficio propio, poniendo en riesgo lo táctico, como lo estratégico. Asumiendo lo que aseveraba el Dr. Ernesto Che Guevara…las revoluciones no son lechos de rosas.
Cualquier crítica que se haga para que tenga la validez histórica del caso pasa por auscultar la autocrítica, es usual decir: Yo soy Chavista y eso está bien; soy Bolivariano y eso también está bien; soy Cristiano y eso es excelente, pero tomamos de esas grandes personas lo que nos conviene, eso a la postre es un alegato en contra al propio juicio que tengamos que rendir ante la historia, porque será la práctica histórica quienes nos juzgue.
Hay quienes prejuzgan y tienen la auto visualización y se consideran predestinados a ser grandes dirigentes, líderes, se respeta tal deseo imaginario, pero para que tenga asidero, hay que dar los primeros pasos en los espacios donde se desenvuelve la vida societal de tal o de tal cuadro revolucionario para vencer la tentación de ser “sabio de todo, maestro de nada y de nadie…”
Podemos ser cultos, ilustrados y estar bien informados, pero eso apenas son prerrequisitos muy básicos para ser dirigentes o líderes políticos, se necesita de eso, pero también se necesita más allá de esos ítems, se necesita ir más allá de que el conocimiento es poder, es entender, comprender y aceptar que poder es el sabio ejercicio del conocimiento que se posee; es conocer mutuamente que puede el imperio y que podemos nosotros, esa contradicción debe tener un desenlace, a favor o en contra de la Revolución Socialista Bolivariana, qué debemos hacer para que dicha contradicción esté a nuestro favor?
La Revolución Socialista Bolivariana de Venezuela logró lo más difícil para cualquier revolución en el mundo que es elaborar su Programa y cuál es el Programa y en voz leninista el Programa es lo que se persigue y por lo que se lucha, pues el Programa de la Revolución Socialista Bolivariana es el texto constitucional y lo que hagamos, pensemos, debe tributar a consolidar lo que dicho texto consagra, entonces decimos a lo que a nuestra concepción idealista metafísica consideramos y hablamos románticamente de paz, bienestar y desconocemos la lucha de clases y de que para alcanzar una sociedad superior es a través de la lucha sin cuartel dentro y fuera de las instituciones, dentro y fuera de la Revolución pero con sentido de pertinencia y de oportunidad, con firmeza, sin resentimiento, sin vacilación, en definitiva, con tino, madurez y con una concepción de inclusión y reconociendo que hemos sido pecadores por omisión y obra.
La Revolución Socialista Bolivariana vive aún su proceso constituyente el cual es un continuum sin fin, porque cuando concluye una parte del proceso, se dan en simultaneo procesos paralelos y hay veces con la misma importancia y demanda la misma atención, hay quienes en su tierna edad de militancia no entendieron que el Socialismo se conquista peleando o que también se les haya olvidado esa consigna rodrigueana, rodrigueana por lo del mentor de ella, el maestro larense Jorge Rodríguez, de manera pues, esa consigna no tiene distinción político partidista, es una acertada interpretación de un devenir histórico de un mundo convulsionado por el ocaso histórico del imperio.
La paciente impaciencia de Tomás Borges debe ser la guía para tomarnos muy, pero muy en serio, los pasos que tenemos que dar, que nadie arguya evasivas y actúe con evasiones, el tino es saber usar con paciencia pero sin dilaciones lo que nos corresponde hacer: concienciar a las y los trabajadores, así como al resto del pueblo; conocer la historia patria y la local; conocer el territorio donde se pelea; organizar la vanguardia y la retaguardia cívico militar, o mejor dicho, el pueblo uniformado, así como los suministros logísticos; la contrarrevolución da lecciones y esas lecciones nos templaran como el acero el carácter y las decisiones y considero que a pesar de los errores imperdonables de principiantes pero esta Revolución no la está perdiendo, en la periodización de la guerra, parafraseando a Simón Bolívar quien le advertía al funcionario estadounidense Benjamín Irwing en su oportunidad “…la mitad de la población ha muerto por liberarnos de España y la otra mitad está dispuesta a pelear contra quien fuere por mantener la libertad…”
Nuestro apoyo a Nicolás Maduro…!


Chávez vive…!
La Patria sigue...!
Independencia y Patria Socialista…!
Viviremos y venceremos…!


Blog El Mural de Gaspar
@gasparvelasquez
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo

  

viernes, 10 de marzo de 2017



SOCIEDAD ESTADOUNIDENSE Y EL TRIUNFO DE TRUMP
Gaspar Velásquez Morillo
Mucha es la tinta que se ha dedicado para analizar y evaluar el triunfo de Donald Trump, así como las implicaciones inherentes a la gestión y a los planes de inmediato y a mediano plazo de la actual administración, se auscultan sus promesas electorales y el cumplimiento de la misma, así como se le coloca lupa a la agenda secreta de gobierno para poder develar que guarda bajo la manga el electo empresario.
Hay quienes se han atrevido a insinuar que si el “off side” y millonario empresario no se alinea con el complejo militar, financiero, comunicacional estadounidense, su vida corre inminente peligro.
Además, prominentes figuras que generan matrices de opinión en EE.UU vierten sus consideraciones y estiman que con el nuevo inquilino de la Casa Blanca, se evidencia la alta fragmentación de la sociedad estadunidense y el desgaste sostenido del sistema político sustentado por vetusto y anacrónico “sistema electoral” que luce agotado, de cuidado intensivo, alucinante, a la par una cúpula de clase económica financiera, embriagada en desesperada carrera por concentrar más y más poder universal, y por supuesto, cada vez más díscola y agresiva.
En tanto, que a nivel interno, como es natural, los pesos y contrapesos por concentrar mayor poder en el ámbito presidencial y el gabinete, desde luego, quedan expuestos, a pesar de los disimulos y cortinas de humo, mientras las contradicciones entre el Congreso y la presidencia, la presidencia y el Congreso  y sus propios planes gubernamentales y quienes quieren cumplir con su función de contraparte.
Consideramos que el gobierno de Trump tiene que dar concesiones circunstanciales pero para llevar a cabo su plan gubernamental, el Congreso más que una instancia de consenso es un obstáculo y no dudamos que Trump y su gabinete tendrá que soslayar a pesar que pudiera favorecerle la correlación de fuerza.
EE.UU no tiene nuevas oportunidades históricas para el después, el estrenado presidente viene con una misión y tiene que llevar a cabo esa encomienda y para retomar la preeminencia absoluta a nivel universal tiene que apartar lo que represente un obstáculo y tendrá que aplicar de forma abierta una hegemonía fascista, guerrista, tiene que rearmarse organizativamente, atraer por la persuasión o por la fuerza a gobiernos dóciles, alentar espíritus disidentes internos a los gobiernos progresistas de la región e inclusive dentro de los propios EE.UU. ha de doblegar intencionalidades de expresar ideas libertarias y terminar de cerrar posibles rendijas disidentes internas en la sociedad estadounidense.
Vale acotar, que la propia sociedad estadounidense es víctima del narcótico imperialista de dominación, es decir, recibe en proporción la misma dosificación de manipulación de la consciencia a través de sus propios y portentosos medios de comunicación privados como gubernamentales.
Para la élite imperial, su propia población es un blanco de guerra, así lo concibe sus propios postulados internos de Seguridad de la Nación, la obviedad indica que no se puede ser factor de dominación a nivel global si se dejan espacios para goteras o fisuras internas que comprometan o dejen en entredicho el férreo control social que es edulcorado con la apariencia de un sociedad cibernetizada, complejas tecnologías y un modo de vida glamoroso y bordado de ostentaciones; de contraparte, existen evidencias que la democracia para ello es burguesa, no pueden darse licencias para potenciales conflictos domésticos, donde hallan focos de perturbación social o de clase social, el Estado de dominación burgués capitalista imperial deja caer su pesada mano para aplacar y/o conjurar lo que consideran un desacato e inmediatamente se imponen como Estado y garante del Estado de Derecho, Paz Social y Convivencia, y además, como el Estado ostenta y tiene del uso de la violencia, echan mano sin pudor a la violencia, dando a conocer en una sola dirección su supuesta “verdad”, su verdad de clase social.
No desluce en el presente análisis lo que han aseverado distintas voces y expresado en distintos idiomas en el globo terráqueo, que si en territorio de EE.UU hubieran embajadas estadounidenses, en los propios estados de la Unión ya hubiesen ocurridos varios Golpes de Estados, magnicidios, asesinatos en masa, sabotajes a la producción y decenas de miles de bombas hubieran descargados en poblaciones periféricas, en poblaciones negra de piel y de escasos recursos que también pululan en EE.UU, pero necesitan a esa fuerza de trabajo para empujar sus boyantes complejos militares, sustento y razón de ser de su condición hegemónica e imperialista en el mundo; sin embargo, altos voceros gubernamentales y financistas de la campaña electoral de Donald Trump abogan y se comprometen en hacer lo posible por darle preeminencia a la “raza” blanca y encendiendo las alarmas ante lo que se venía advirtiendo desde la década del noventa cuando un futurólogo advertía que “para el año 2.045 no habría un estadounidense puro” desde luego, por la mixtura de inmigraciones que aprovechándose de las flexibles y condescendientes legislaciones han hecho de EE.UU fuente de recepción de inmigrantes, fuente de trabajo ocasional, así como gran emisor de remesas familiares hacia países de origen de esa masa humana laboral, que a pesar de ser mal pagada, también genera fuerte porcentaje del PIB.
En la sociedad estadounidense las presiones sociales se van acentuar y no hay que ser predigitador.
En protesta frente a la Casa Blanca por la asunción de Donald Trump, éste por curiosidad se asomó a la ventana y exclamó ante la propia prensa presidencial sobre la protesta: -Pero… ¿es que esta gente no votó? Sectores sociales, gremios, sindicatos, artistas, libres pensadores, entre otros muchos ámbitos, paulatinamente irán tomando la palabra… o desaparecen…! A nivel interno, el Imperio también se impone, no se crean...!

gasparvelasquez4824@gmail.com
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo
@gasparvelasquez
Blog El Mural de Gaspar


lunes, 12 de diciembre de 2016



EN RIESGO SUMINISTRO FINANCIERO PARA LA OPOSICIÓN

Gaspar Velásquez Morillo

Estamos en presencia, de la cada vez más acentuada contradicción, entre la oposición oligárquica conjuntada con la élite política neoliberal versus el gobierno y las fuerzas populares del pueblo.

Entre ambos factores en pugnas, hay un cálculo interactivo que es el enfrentamiento entre los factores que buscan su Estado oligárquico burgués y quienes consideramos que el tiempo histórico de las clases depredadora del erario público ya pasó y ahora es el pueblo quien tiene que tomar la palabra para empujar las puertas de la historia, tal cual ha impulsado el proyecto Socialista Bolivariano.

Quienes son proclives a proyecto Oligárquico Burgués, han suscrito a pesar de sus diferencias internas, pacto letal y no han escatimado esfuerzo en lograr colocarle palos a las ruedas de la historia.

Los últimos acontecimientos y medidas gubernamentales de defensa del bienestar pueblo y en contra de  especuladores a hecho saltar de sus poltronas escandalizados al liderazgo de oposición quienes sin pudor alguno salen en defensa de los que sustentan, impulsan y alientan la guerra económica puesto que han quedado al descubierto que tales acciones, de las y los empresarios veleidosos, corruptos, apátridas, es una madeja de ramificaciones insondables que demuestra a todas luces los nexos orgánicos entre quienes ocupan responsabilidades de liderazgo opositor partidista y las y los financistas del derrocamiento del gobierno socialista bolivariano.

Causa mucha suspicacia la facilidad del cómo se mueven por el mundo las y los “líderes” de la oposición, una de esas personas, registra más de 17 vuelos con varios días de estadía al exterior del país en tan sólo en lo que va del año e incluyen tales intensos periplos cobertura de prensa y movilización interna.

Nos preguntamos, quién de su propio peculio puede desenvolverse con tal soltura, holgura y disponibilidad para viajar con frecuencia a distintos y distantes países para despotricar de Venezuela, de su propio país, de su propio pueblo, en definitiva, es expresar su propio desprecio por el mismo pueblo, quien es a la final, quien escogió, mantiene y defiende el proceso Socialista Bolivariano, y por supuesto, tiene la contrarrevolución que generar una masacre para poder salir del gobierno por vía del Golpe de Estado o por vía de la fuerza en las diversas modalidades, ya han dicho que del pueblo se encargará la Fuerza Armada para “aplacar” a quienes osaren defender el proyecto del Comandante Hugo Chávez.

La contraparte neoliberal capitalista –partidos de derecha en letal cóctel con la oligarquía- acuden a las ciencias que estudian la mente humana y sus reacciones psicológicas para propiciar delirantes ideas contrarrevolucionarias en el seno del pueblo, juegan a la extrema sensibilización y/o desensibilización del pueblo según sus intereses, además alientan desequilibrios emocionales que caotizan hasta la personalidad, vaya un ejemplo real, en una ferretería de Caracas, los dueños quitaron de la estantería de exhibición las herramientas y artículos propios del ramo ferretero y en su lugar colocaron agujas de tejer, hilos, artículos del hogar, vale decir, cucharas, tenedores, cuadernos, lápices, así como objetos de bisutería, repetimos, nada acorde con el ramo ferretero y confiesa una señora que cuando vio esas vidrieras de exhibición con esos artículos le dio ganas incontrolable de llorar y salió rauda del lugar y estalló en llanto en su casa, acongojada por un gran vacío espiritual y desasosiego, la desesperanza la agobió, con la consecuencia que tuvo varios días sin salir de su habitación deprimida y sin ánimo para nada.

Ahora bien, restringido, minimizado, limitado por las medidas gubernamentales de “sacar de circulación” los billetes de 100 bolívares y los acuerdos petrolero de la OPEP 2017[1] y con seguimiento pertinente y oportuno a empresarios y empresarias que drenan dinero de sus empresas o de sus fachadas de empresas a los cauces de la partidocracia de derecha, además las pugnas internas dentro de la derecha opositoras donde las y los radicales se imponen, además medios de comunicación privados de la oligarquía atiza un clima social de confrontación y de desesperanza inducida como aseveran investigadoras e investigadores del campo de psicología en Venezuela.

Cada día queda al descubierto el carácter de clase social oligárquico pro imperialista de la oposición económica financiera y de la partidocracia burguesa en Venezuela.
gasparvelasquez4824@gmail.com
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo
Blog El Mural de Gaspar
@gasparvelasquez   



[1] Ver articulo: “Arrecia la Derecha por Acuerdo Petrolero OPEP 2017” de Gaspar Velásquez Morillo. Blog el Mural de Gaspar.

domingo, 4 de diciembre de 2016



ARRECIA LA DERECHA POR ACUERDO PETROLERO OPEP 2017

Gaspar Velásquez Morillo

Después de triunfo electoral del Comandante Hugo Chávez Frías y de la propuesta constituyente, la burguesía neoliberal y sus partidos de derecha antipatriótica en Venezuela sufrieron un duro revés estratégico, entonces ante el auge de masa popular se repliegan a lamerse sus heridas y luego retornan con más ferocidad al ruedo político para  retomar el Estado, su Estado, por cualquier medio y que les pertenecía por designio de clase social burguesa dominante.

No amerita mayor análisis, la clase burguesa y los partidos de derecha se ven con recelos entre sí, fragmentaciones internas entre esos sectores hacia afuera y hacia adentro marcan los matices que se mantienen en el espectro contrarrevolucionario y que se han acentuado en éste ciclo histórico y que se expresa en la Coordinadora Democrática de entonces, decimos a principio del gobierno de Hugo Chávez Frías, y en la Mesa de la Unidad Democrática en la actualidad.

Mimetizaciones, deslindes, contrapuestas posiciones tácticas y estratégicas, entre otros retorcijones que caracterizan actualmente a las fuerzas opositoras en el país.

Vale reiterar que la burguesía neoliberal y los partidos fascistas han recibido apoyos internacionales del Imperio, de las transnacionales, de medios de comunicación del mundo, financiamiento foráneo, infiltraciones al movimiento popular e instituciones del Estado y del Gobierno, guerras de colores, entre disímiles modalidades utilizadas y que han tenido que echar mano; toda esa amalgama contrarrevolucionaria se debaten en revanchismo entre ellos mismos y resentimientos contra quienes han levantado la bandera, democrática, social, de justicia y de derecho, en definitiva contra quienes enarbolamos el Socialismo Bolivariano.

El ensañamiento oligárquico para defenestrar al gobierno bolivariano es una letal fórmula de degastarle la base social de apoyo al gobierno pero no en buena lid, ni con la exposición de la concepción de país, de nación, de proyecto de patria, la oligarquía tiene su propio proyecto de clase y para su clase social burguesa neoliberal, los partidos pro-burgueses aun arrastran sus crisis y la credibilidad la tienen por el suelo, salvo que alientan y estimulan el resentimiento social y quien haga los planteamientos más acentuados con alta, muy alta dosis fascistas, hacia esa tendencia se inclinan esos sectores fascistas en el ámbito social.

Avinagrarle la cotidianidad de vida al pueblo,  crearle condiciones de perturbación, sembrar en cada espacio social e institucional quienes discrepando del proyecto revolucionario, deslizan comentarios, decires, difunden y amplifican los planteamientos de la dirigencia opositora y la burguesía neoliberal, todos esos dardos “interpretativos” están  sazonados de contrarrevolución y más contrarrevolución, de fascismo y más fascismo.
Pero lo que está por debajo de la línea de flotación y que no se ve, y que no se dice, es consentir que quien tiene que gobernarnos es el neoliberalismo y con la sumisión al Imperio norteamericano; además consienten que quien disponga de las grandes reservas petrolíferas de Venezuela sea el Imperio y nadie más que el Imperio.

En estas aseveraciones ocultas de la diatriba nacional que no tienen sustento científico, histórico y de consciencia de la identidad nacional, es una esclavitud mental, moral y pitiyanky.

Hay más, quienes en una supuesta interpretación del origen y desenlace de la controversia que hay en nuestro continente, las cuales están incubadas en algunas personas, que es el germen de la traición, de la sumisión y de la entrega de la patria por el beneficio, o mendrugos, que puedan recibir durante su ciclo de vida personal, se engañan a sí mismo o engañan a su entorno, porque el Imperio y la oligarquía no se despojará ni hará una repartición social de las riquezas de un país; la mentalidad sumisa es que hay quienes constriñendo los grandes acontecimientos histórico a cómo me siento, a cuáles dádivas puedo alcanzar y las que me son cedidas, esta conducta es similar al atentado septembrino contra Simón Bolívar y esa conducta es similar a la Santander, “el santanderismo” se extiende por los años y se le acuña a quienes sin importarle la República, la historia, las condiciones de vida del pueblo, ni la paz de una sociedad, quienes son capaces de llevar en sus entrañas “el santanderismo” anidado en su corazón, en su sentimiento, por lo tanto, son unas y unos desclasados, porque aun proviniendo de humildes hogares de la República, son capaces sin desparpajo alguno, pero con la sutileza de la seda y la pisada del felino prestarse para entregar la Patria que nos legó Simón Bolívar y Glorias Patrias, así como arriar la bandera de la dignidad patria, como de la dignidad personal; hay quienes con el mayor desparpajo han arriado la bandera heredada de todas las generaciones que se han sucedido y por la que se han inmolado, luchado, sufrido, muchas y muchos jóvenes y revolucionarias y revolucionarios paridos de la patria y con amor irreductible a la Patria.
Hay quienes se escudan detrás de la vacilación, de la conciliación de clase,  aduciendo que se puede vivir mejor o bajo un supuesto “apoliticismo” y “antipartidismo”.

La paralización de cajeros electrónicos bancarios, se suma al rosario de amarguras para golpear al pueblo para que este pueblo se vaya contra el gobierno, porque el gobierno le ha ganado una vez más a la contrarrevolución interna e internacional por el hecho histórico del Acuerdo Petrolero de la Organización de Países Exportadores de Petróleo -OPEP- a partir de enero de 2017, de la reducción de una porción de la producción de cada país para estabilizar y elevar los precios del petróleo. 

El Acuerdo Petrolero es un triunfo internacional de la política petrolera, de la Relaciones Internacionales de la Revolución Bolivariana cuyos dividendos de rentabilidad económica financiera se invertirán en el bienestar social del pueblo venezolano, pero eso no conviene a la contrarrevolución porque todo aquello que afecte al pueblo y a la Revolución es brindis y fiesta para la contrarrevolución; no obstante, haremos desde la sencillez de las posibilidades del pueblo, unas felices navidades, feliz año nuevo; de contra parte, a la burguesía neoliberal y a los partidos fascistas, les espera la elección de la nueva directiva de la Asamblea Nacional y la elección de los gobernaciones, ¿demostrarán de forma fehaciente con estos acontecimiento en puerta que son la Mesa de la Unidad Democrática?

Amanecerá y veremos.


Facebook / Gaspar Velásquez Morillo
@gasparvelasquez

Blog El Mural de Gaspar.

jueves, 1 de diciembre de 2016


LA IMPRONTA DE FIDEL
Gaspar Velásquez Morillo
Hay personas que tienen la virtud de marcar a otras e independientemente del bagaje intelectual de cada quien y me refiero a lo humano, de lo político de Fidel, también se puede llenar y llenar miles de páginas y he visto en esta hora luctuosa lo que muchas y muchos piensan o interpretan del legado del Comandante en Jefe de la Revolución Cubana.
El Comandante Fidel ha alcanzado tal estatura en la historia del siglo pasado y en la del presente, que su vida misma fue hilvanada y nutrida por sí mismo y con su glorioso pueblo, tal virtud, es tener conciencia ética del momento histórico que le tocó vivir y logró discernir las circunstancias en las que se desenvolvió, eso indica el tino en la interpretación como también contó con el tino preciso, además, saber valorar cuál es la responsabilidad que hay asumir y por la que se compromete hasta con las vísceras, con cada palpitar.
Supo el joven Fidel, el dirigente estudiantil Fidel, el rebelde Fidel, el expedicionario Fidel, el líder guerrillero Fidel y el Jefe de Estado y de Gobierno, así como el Fidel, máximo exponente e impulsor de la Revolución Cubana, trasciende el internacionalista Fidel la cuenca del Caribe. Fue ascendente la visión del agitador de masa en su temprana edad a la del más lúcido estadista con el discurrir de los tiempos contemporáneos.
Hubo en el Comandante Fidel una acción deliberada, nutrida de las más excelsas lecciones de la acendrada historia cubana, del heroísmo de sus glorias patrias y las luchas de las generaciones que le precedieron, así como de quienes le acompañaron; cuando hay convicciones, compromiso y se coloca la vida y el alma en cada tarea, así se puede construir, transformar y transformarse a sí mismo, nada queda al azar.
Surge la pregunta: ¿cada cuánto tiempo nacen esas personas excepcionales? ¿Son acontecimientos recurrentes? La Revolución Cubana es una cantera, es horno de muchas y muchos revolucionarios, cuando se prodiga ya no sólo para la propia Revolución, cuando se sale a los confines del mundo a ofrendar la propia vida para dar vida y agradecer a la humanidad la solidaridad brindada, da la medida de la dimensión humana de dicha Revolución porque esa Revolución toma la palabra para hablar ante la historia pero con hechos, pero a la vez, dimensiona cómo un liderazgo revolucionario -en su momento histórico- tensiona la consciencia de cada quien para las grandes tareas y para las tareas cotidianas y como dejó colar el Comandante Fidel cuando respondió sobre cómo deposita la confianza en sus cuadros y la respuesta fue sencilla:-Por la convicción que emana de la mirada de quienes trabajan con él.
Soy venezolano, uno más entre cientos de millones de revolucionarios y revolucionarias de diversas latitudes del mundo quedaron imantados e imantadas por el pensamiento del Comandante Fidel Castro, del ejemplo del Comandante Fidel y es muy complejo precisar en tal o cual faceta se le admira más y mejor.
En ese tránsito del Comandante Fidel a la posteridad ya se pasará a la interpretación de Revolución según el Comandante Fidel, ya será la Doctrina Fidelista, y será Doctrina porque se mantendrá incólume esa visualización de Revolución y se mantendrá por mucho, muchísimo tiempo y es asumida y será asumida más allá de las fronteras cubanas y las harán propia en cualquier latitud como respuesta en la acción política revolucionaria y en la lucha por la liberación nacional y la construcción del socialismo, como diría el Padre Libertador, Simón Bolívar “Construir una sociedad justa y amante de la paz” que tiene dimensiones planetarias.
Es Doctrina Fidelista, porque se es fiel: Hay mujeres y hombres que nacen para hacer y ser parte impulsora de la historia. Lo fue Bolívar, Martí y las glorias patria Latinoamericanas y caribeñas, el Comandante Supremo Hugo Chávez Frías, Fidel Castro Ruz, entre muchos otros y como aseveraba Pancho Villa “Por la Revolución hay que darlo todo, aunque nada más sea la vida”.
Cuando un pueblo enérgico y viril llora la ausencia de su líder jura ante sus restos redoblar los pasos revolucionarios para seguir teniendo patria, tener soberanía e independencia.
Fidel vive! la Revolución sigue! Independencia y Patria Socialista. Viviremos y Venceremos!

Facebook / Gaspar Velásquez Morillo
@gasparvelasquez

Blog El Mural de Gaspar