lunes, 23 de febrero de 2015

BOTÍN DE GUERRA DEL IMPERIO EN VENEZUELA
Gaspar Velásquez Morillo
El Imperio sopla que te sopla, atiza que te atiza ahora con una proclama golpista, pero los carbones nada que le prenden la pradera –entiéndase Venezuela- muy a pesar de los numerosos e incesantes intentos de todas las intensidades pero nada!, en consecuencia, la frustración y la impotencia le hace enrojecer el rostro al prepotente Tío Sam quien amenaza a los pueblos y advierte con enojo a gobiernos del mundo, como al de Venezuela, de “torcerle el brazo para encauzarle el rumbo”, según lo entienden los imperialistas.
Las consecuencias del historial hamponil imperial son de larga data y padecidas por muchas naciones en el mundo, porque cuando expresan sus deseos de libertad y soberanía los mismos son tapiados por los escombros que originan los bombazos hacia ciudades indefensas, hospitales, ancianatos, acueductos, televisoras, instituciones públicas, instalaciones eléctricas, preescolares, universidades, escuelas y liceos; las bombas lanzadas a la distancia son las armas preferidas por las administraciones norteamericanas para “encauzar” a los gobiernos descarriados.
En un paneo de las guerras imperiales en el mundo, estas dan cuenta que el botín son el saqueo de las piezas arqueológicas, robo y expropiación violenta del oro depositados en los bancos centrales de los países invadidos, incendio de las bibliotecas de todas las academias, sustracción de sus obras de artes, incineración en las calles y aceras de los históricos documentos fundacionales de los países, ocultamiento y traslado a los centros institucionales imperiales de obras de grandes artistas de la plástica, del cine, musicales, en fin…dejar sin evidencia historia a los países invadidos.
De seguro, las “Canaimitas” que son las computadoras que utilizan las y los niños venezolanos en las escuelas y ahora utilizan las y los estudiantes en liceos y universidades las cuales serán confiscadas y lanzadas al mar desde los helicópteros por considerárseles herramientas del espionaje chino-ruso.
Pues bien, la ferocidad con que ha actuado EE.UU. contra Venezuela en los últimos 15 años da la muestra convincente que por apropiarse de nuestra reserva petrolífera, gasífera, acuífera, flora y fauna, además por la privilegiada ubicación geográfica, el Imperio, es capaz de hacer todo lo posible por recolonizar y colocar de rodillas al gobierno y al pueblo de Venezuela para que Venezuela sea como antes, como fue durante los gobiernos que sucedieron desde 1.830 con José Antonio Páez y hasta toda la cuarta República que duró de 1.960 hasta 1.999 con el péndulo de los partidos gobernantes, Acción Democrática y COPEI, –con la excepción del Gral. Isaías Medina Angarita- todos los demás gobiernos fueron genuflexos al interés imperial de EE.UU y las transnacionales.
Se deduce de lo anterior, que EE.UU. no tendrían empacho alguno en bombardear lo sagrado del imaginario social, de la historia, de la estirpe, y del barro de donde viene nuestro pueblo, por lo tanto, ha de estar en sus planes imperiales, previo acuerdo con la oligarquía y sus partidos apátridas, bombardear el Panteón Nacional donde reposan nuestras glorias patrias, así como el más grande hombre que ha parido el continente, bombardear además, la Plaza Bolívar y el poco y recuperado casco histórico que tiene Caracas –la Jerusalén de Sudamérica como diría en su oportunidad José Martí- así como también bombardearían el Cuartel de la Montaña, claro! ellos no bombardearían –según el caso- las instalaciones petroleras, ni las del hierro, porque de allí extraerán con la prontitud del caso, las riquezas que nos saquearían, pero lo que no podrán destruir los gringos, es que todos los caminos trazados desde la lucha de la independencia contra el Imperio español aún están intactos, así como intacta está la decisión de ser libres y soberanos y como dijera en su oportunidad el Comandante Supremo Hugo Chávez Frías y que está siendo presentando por la Revolución como la Declaración Antiimperialista y Socialista del proceso histórico que vive Venezuela y que fue expresada en el año 2006 en palabras de su máximo líder y que se está exponiendo en video por los medios de comunicación como aliento moral y capacidad de combate y de resistencia para enfrentar a los imperialistas y para que ellos lo sepan que no les resultará tan fácil como piensa porque aquí en el continente se estremecería los gobiernos y los pueblos, además, porque: “… Venezuela hay los suficientes cojones y ovarios…”
Facebook / Gaspar Velásquez Morillo
@gasparvelasquez

Elmuraldegasparvelasquezmorillo.blogspot.com    

No hay comentarios:

Publicar un comentario