lunes, 8 de agosto de 2011

Ministra Iris Varela es su coartada

WILLIAM OJEDA RECUPERA TERRENO

PERDIDO ANTE MIGUEL ANGEL RODRÍGUEZ

Gaspar Velásquez Morillo

La sonrisa burlona de M. A. Rodríguez cuando destituyeron a Ojeda de la Comisión parlamentaria de Penitenciaría fue una daga fría para el destituido que se clavó en su corazón, en verdad el hecho no se había visto en tiempos recientes en el parlamento venezolano y nadie quemó las velas para defender al defenestrado diputado, la ausencia de solidaridad opositora dejó desguarnecido al recién estrenado parlamentario.

En Perú durante la juramentación del nuevo presidente Ollanta Humala una diputada profirió destempladas palabras en pleno acto de juramentación del recién electo magistrado peruano. La consecuencia de tal atrevimiento fue la suspensión por 120 días de sus funciones parlamentarias muy a pesar que la diputada ofreció pedir disculpa pública lo cual no fue aceptado y se privilegió la sanción de tres meses.

Pues bien, la destitución de Ojeda lo margina pero se resiste a que otros diputados centren los focos, los micrófonos, los flash; y en el diseño de su estrategia es recuperar el espacio perdido toma pues como parte de resarcir su “lustre público” la decisión de la Ministra Iris Varela para pasar a la palestra y decir como un pujo que la recién estrenada “estimula la delincuencia”.

El gris diputado como ungido de un don divino del conocimiento que se apoderó de él tan pronto fue juramentado en el parlamento venezolano ya que visualiza el pasado, marca el presente y se anticipa al futuro y tiene oculto en una bola de cristal el GPS hamponil que le demarca todo el mapa organigrámico de las variables, de los factores, causas, consecuencias de la delincuencia y de los factores culturales que lo llevó a la temeridad de aseverar que la Ministra facilita el curso del hampa, lo que resta es ver cómo demuestra esa temerosa afirmación que algunas personas dudan que la haga delante de la mirada escrutadora de la andina Ministra.

Mientras esto ocurre, M. A. Rodríguez se oculta detrás de la ancha espalda y muy bien nutrida corpulencia del diputado de Fedecámaras para privarse de la risa por la desesperada incontinencia verbal de Ojeda puesto que cuando el conflicto del Rodeo II pidió por las televisoras privadas la libertad para los presos, hoy pide cárcel para cualquier infractor cualquiera sea la causa y se suma a lo que aseguró Alfredo Peña, “Plomo al hampa y al que no se muera, ¡le sale cárcel!”

Igual desconcierto genera el gobernador de Capriles Radonsky quien jura y perjura que al nuevo espacio insular no le permitirá que se le imponga el nombre de Miranda. ¿Será que tiene una fuerza oculta para echar por tierra tal intención?

Como decía en sus skecht´s el humorista Joselo Díaz: -Parecen locos! ¿Verdad? ¿O será que Chávez los tiene locos?

gasparvelasquez4824@gmail.com

gaspar_velasquez@yahoo.es

http://elmuraldegasparvelasquezmorillo.blogspot.com

http://lasrojasauroras.blogspot.com

@gasparvelasquez